Ejercito sirio retoma el control fronterizo con Irak y Jordania al recuperar 20,000 kms de territorio

Por Roberto de la Madrid

Por primera vez después de miles de muertos, meses de oscuridad, y balas de crueldad. Por primera vez en años, el Ejército de Siria vuelve a izar la bandera en el cruce de frontera con Irak.

Un lugar que había abandonado entre 2014 y 2015 ante el poder del grupo terroristas de EIIL (Daesh, en árabe). Pero hoy regresa triunfante el Ejército sirio junto a milicias leales para arrebatarle ese territorio precisamente a Daesh y expulsarlo. Esto se da en el área de Al-Tanaf, área fronteriza con Irak y Jordania.

Así entonces, el Ejército de Siria ya controla 20,000 kilómetros cuadrados, formando una columna de Damasco (capital) hasta Irak, y separando en el lado sur al Ejército Libre Sirio (ELS) y rebeldes, y en el lado noroeste a los terroristas de Daesh. Este avance se da pese a los ataques que ha hecho Estados Unidos y su coalición antiterrorista contra las tropas sirias a quienes el Pentágono acusa de poner en riesgo su operación del lado de Irak donde presuntamente entrena a rebeldes sirios.

Así, las tropas de Siria desafían a Estados Unidos avanzando sin temor a que les caiga más fuego estadounidense. El posicionamiento de los militares sirios, le cierra también el paso a las milicias de rebeldes que apoya Washington, que pretenden avanzar hacia Deir al-Zur (este). Preguntemos, cómo llega y para qué el Ejército de Siria hasta la frontera con Irak, solo para expulsar a los terroristas o para impedir el avance también del Ejército Libre Sirio.

También preguntemos si esto es por pura fuerza o porque hubo un acuerdo entre todas las partes, Estados Unidos y las fuerzas de Rusia, el Ejército de Siria y sus aliados del Movimiento de Resistencia Islámica de El Líbano (Hezbolá), y las fuerzas de Al-Hashad Al-Shabi (Unidades de Movilización Popular). Y así veamos hoy banderas sirias en la localidad de Al-Boudah, que se encuentra al noreste del cruce de Al-Tanaf.

El análisis apunta a que este avance es un logro vital para poder estrangular al grupo terrorista de Daesh en sus caminos, líneas de suministro y territorios que tiene bajo su control. ¿Qué hará Daesh es otra pregunta importante? Y la más importante, ¿la batalla final se acerca en Siria?

¿Sería una batalla final para el terrorismo? ¿Y la batalla final de la paz, lejos o cerca, porque el Ejército de Siria, tendría otro problema armado, llamado oposición armada, rebeldes, insurgentes, Ejército Libre de Siria y los kurdos, todos ellos diputándose el poder, el mapa, y el control de zonas de Siria, podría vencer a todos ellos, Rusia entraría en acción?

Fuente: Hispan TV

(Foto leyenda)

Rusia reconoce la participación de cerca de 25.000 de sus militares y oficiales en la intervención militar en Siria contra los terroristas. Moscú además ha reconocido el despliegue de equipos de las fuerzas especiales de élite militares Spetsnaz en Siria, que apoyan a la aviación rusa a determinar las posiciones de los “grupos terroristas” para bombardear. En  Rusia han aprobado un proyecto de ley por el que los soldados que participaron en Siria ostentarán el estatus de “veteranos de guerra”.

Es la primera vez que se revela un balance oficial sobre el número de los militares rusos desplegados en Siria. La presidenta del Comité para Asuntos de los Veteranos de la Duma, Olga Batalina, dijo que ese reconocimiento de veteranos les garantiza el apoyo social del gobierno ruso.

Tras recibir una solicitud del presidente sirio, Bashar al-Asad, Rusia emprendió en septiembre pasado una campaña de ataques aéreos contra los objetivos de los grupos terroristas, como el EIIL (Daesh, en árabe) y el Frente Al-Nusra, filial siria de Al-Qaeda.