La “trampa” de ICE para miles de indocumentados

“La Migra” reconoce su aumento de operativos

Aunque su prioridad son los criminales, “La Migra” ha capturado casi a cualquier inmigrante, y el espacio que los inmigrantes y sus defensores consideran “sensible”, ha dejado de serlo por propias declaraciones y acciones de ICE.

 

“¿Los juzgados se consideraban un lugar sensible y estaban cubiertos por la política de ubicaciones sensibles?”, con la nueva administracion de Trump deportar a los 11 millones de indocumentados  se ha convertido en una verdadera cacería de seres humanos. ICE ya no ve los juzgados como un lugar sensible”.

 

El Proyecto de Defensa de Inmigrantes, un grupo de defensa con sede en la ciudad de Nueva York, dijo que había recibido informes de 84 arrestos e intentos de arrestos en tribunales en Nueva York este año hasta septiembre, más de 600% que el año pasado, incluidos 52 arrestos en o cerca de los juzgados de Nueva York, reportó la revista New Yorker.

La publicación publicó un artículo titulado “Cuando las cortes son una trampa para los inmigrantes”, donde expone el caso de Sergio Pérez, detenido el 29 de marzo, en Pontiac, Michigan, en el tribunal de un condado, a donde había acudido para buscar la custodia exclusiva de su hijo y sus dos hijas, que tenían entre 11 y 17 años de edad.

 

Es decir, lo que los expertos indican es que no importa el motivo por el que inmigrantes acuden a las tribunales, sino que eso representa cada vez más un riesgo para los indocumentados.

 

“En la mayoría de los casos, los agentes de ICE se dirigen a los acusados ​​que pueden ser deportables, pero también han arrestado a personas en el tribunal de familia de Nueva York, tribunales de menores y tribunales especializados dedicados a la prevención de la trata de personas”, indica el artículo. “Según una investigación de Defensa de Inmigrantes, en abril, en el Tribunal de Familia del Condado de Suffolk, ICE arrestó a un padre nacido en Pakistán que había aparecido en ‘un asunto de visitas’. El padre era el custodio principal de dos niños que eran ciudadanos de los Estados Unidos”.

 

Otro caso ocurrido en junio en Queens, los oficiales siguieron a una mujer que había comparecido en el Tribunal de Intervención de Tráfico Humano, la arrestaron mientras caminaba hacia el metro.

 

Tampoco se salvan los centroamericanos amparados por el programa de Estatus Temporal  de Proteccion (TPS) dado en 1990. Ya están “notificados” de que los permisos y protección que ampara a los tepesianos  están con los dias contados. Penden de un  hilo 200,000 salvadoreños, 86,000 hodureños, 5,000 nicaraguenses. En total, segun cuentas  oficiales (USCIS) el TPS ampara aproximadamente a 439,625 personas.  Todos  están alertados de la cercanía de la espada de Damocles, que se hizo visible con la llegada de la administracion Trump. La misma Oficina de Ciudadania y Servicios de la Inmigracion (USCIS) ha confirmado por medio de su vocera oficial Sharon Schelidhauer, que “comparte informacion y coordina con la Oficina de Inmigracion y Aduanas (ICE) en apoyo de sus acciones de cumplimiento de inmigracion segun sea apropiado y legalmente permitido”

 

La defensa de todos los inmigrantes deportables se hacen normalmente invocando principios morales, rasgos de generosidad y compasión de la sociedad Americana o de respeto a la tradicion historica de la nacion estadounidense proclive a la inmigracion que la hace grande; pero existe otras razones que quizá, en estos momentos de crisis e inestabilidad económica – sean tan importantes como las anteriores mencionadas- , las razones economicas. En efecto, la industria de la construcción y las de servicios de hotelería y restaurant, sufrirán las consecuencias del desabastecimiento de la mano de obra de los inmigrantes deportados. Ni que decir de la actividad agrícola en sus respectivas temporadas. Sufrirán también las instituciones como la Seguridad Social por el cese de los aportes. Los deportables son mano de obra barata, eficiente y joven; y el san benito de que le quita puestos de trabajo al americano no es sino un mito. Todos lo saben. El americano blanco y el afroamericano no hacen estos trabajos de servicios.
(foto ley.)

“La Migra” detiene a indocumentados casi en cualquier lugar. FOTO: ICE.GOV